twitter account

El latín del día: citas latinas

A continuación presentamos las citas latinas que fueron enviadas en los correos de La Palabra del Día.

Puede suscribirse a nuestra lista de distribución para recibirlas en su casilla de correo electrónico.

Incluido en el envío del

Si vultis nihil temere, cogitate omnia esse metuenda.

Si quieren no temer nada, piensen en todo aquello que debe ser temido (Séneca).

Incluido en el envío del

neque divitibus contingunt gaudia solis.

La alegría no alcanza solo a los ricos (Horacio).

Incluido en el envío del

melior est dies mortis dies nativitatis..

Es mejor el día de la muerte que el del nacimiento (Vulgata, Eclesiastés).

Incluido en el envío del

post prandium stabis, post coenam ambulabis.

Después de almorzar reposarás, y después de cenar, caminarás.

Incluido en el envío del

dum vires annique sinunt tolerate labores; iam veniet tacito curva senecta pede.

Mientras las fuerzas y la edad lo permitan, soportad el trabajo; ya vendrá con paso silencioso la encorvada vejez.

Incluido en el envío del

ii optime miserias ferunt qui abscondunt.

Soportan las desgracias de la mejor manera quienes las ocultan (Curtius 5, 5, 11).

Incluido en el envío del

nec secunda sapientem evehunt nec adversa demittunt.

Al hombre sabio, ni el éxito lo ensoberbece, ni la adversidad lo abate (Séneca).

Incluido en el envío del

liber linteus.

Libro de lino. Se refiere a un famoso texto manuscrito en etrusco, que se usó como venda para fajar a una momia que un viajero llevó de Egipto a Zagreb.

Incluido en el envío del

non est beatus esse se qui non putat.

No es feliz quien no cree serlo (Séneca).

Incluido en el envío del

omne scibile.

Todo lo que se puede saber.

Corrección: En el envío de ayer, hubo dos errores, uno en la frase latina y otro en la traducción. Esta es la versión correcta:

utinam populus romanus unam cervicem haberet.

Ojalá el pueblo romano tuviera una sola cabeza. Suetonio pone estas palabra en boca de Calígula, quien expresaba así su deseo de que el pueblo romano tuviera una sola cabeza para poder cortársela de un solo tajo.