twitter account

fornicar

Etimología - El origen de la palabra: fornicar

Del latín fornicare, mantener relaciones sexuales con prostitutas. Proviene de fornix ‘construcción con forma de bóveda’. Los lupanares*, donde las prostitutas recibían a sus clientes en Roma, se construían en subterráneos y tenían forma abovedada. El primero que registró esta palabra en nuestra lengua fue Alfonso de Palencia en su Vocabulario, de 1490. En castellano, fornicar se utilizó siempre en referencia a las relaciones sexuales ‘ilícitas’ (según los criterios establecidos por la Iglesia católica), es decir, todas las que tienen lugar fuera del matrimonio.


Estos textos ha sido extraídos de los libros de Ricardo Soca La fascinante historia de las palabras y Nuevas fascinantes historias de las palabras.

Ver otra palabra:

non

Copyright 2002 / 2007 -Todos los textos publicados están registrados en nombre de Ricardo Soca, titular de los derechos de autor. Queda terminantemente prohibida y será perseguida judicialmente la reproducción por cualquier procedimiento, sea sobre papel o por medios digitales e Internet, y su uso en radio o televisión, así como cualquier otro procedimiento previsto en la Convención Universal de Derechos de Autor, que protege esta obra.