LA PALABRA DEL DÍA

Por Ricardo Soca

ETIMOLOGÍA - ORIGEN DE LAS PALABRAS
Domingo, 21 de abril de 2024

faquir

LA PALABRA DEL DÍA

Faquir acostado en una cama de clavos en Roma en 2013 / Shutterstock

faquir

Es un santón musulmán, pero el término se extendió a la India, donde se llama así a un asceta mendicante que se somete a crueles ejercicios de mortificación física. Los faquires de la India ejecutan duros ejercicios de resistencia física y mental, tales como caminar sobre el fuego o sobre vidrios o incluso acostarse en camas con clavos.

Ha habido artistas circenses que practican estos ejercicios, no como sacrificio religioso, sino como oficio para ganar dinero, muchas veces mediante trucos para evitar el dolor en sus espectáculos. El más icónico de todos ellos fue el estadounidense Roland Loomis, fallecido en 2018 a los 87 años, que se hacía llamar “Fakir Musafar”.

La palabra viene del árabe faqīr, que significa ‘pobre’ ‘menesteroso’, formado en esa lengua a partir de faqr ‘pobreza’, ‘miseria’.

EL MEDIEVALISMO DEL DÍA

Reunión de ganaderos medievales

ligallo

ligallo

De ligar.

m. Reunión anual que tenían los ganaderos y pastores de Aragón, para tratar asuntos de interés común.

[...]omne no justo es en tres maneras la vna es qui fa contra la ley la otra que traspassa la natura del ligallo la otra el omne Auaro. Libro del Tesoro. fol. 87r).

PÍLDORAS DE LENGUAJE

¿El verbo ver es regular o irregular? ¿Por qué?

Es irregular. La irregularidad de un verbo puede presentarse de diferentes maneras, a saber: cambio de la raíz, del tema o de las desinencias de la conjugación regular. No existe en realidad un verbo que sea completamente irregular, cuando se dice de un verbo que «es irregular» es porque posee alguna de las irregularidades mencionadas anteriormente. Así, ver es irregular porque presenta cambios desinenciales en alguna de las personas, en alguno de los tiempos en algún modo, por ejemplo en el presente de indicativo (veo por vo); en el pretérito imperfecto de indicativo (veía, veías, veía, veíamos, veíais, veían por vía, vías, etc.); en el presente de subjuntivo (vea, veas, vea, veamos, veáis, vean por va, vas, va, vais, van); en el participio (visto por vido).

EL LATÍN DEL DÍA

lupus ovium non curat numerum.

Al lobo no le importa el número de ovejas. Para explicar la falta de escrúpulos de los ladrones.

Fecha de envío: 
Jueves, 6 de julio de 2023