LA PALABRA DEL DÍA

Por Ricardo Soca

ETIMOLOGÍA - ORIGEN DE LAS PALABRAS
Domingo, 07 de agosto de 2022

lujuria

LA PALABRA DEL DÍA

Los fantasmas de Paolo y Francesca aparecen ante Dante y Virgilio (Óleo de Ary Scheffer, Louvre)

lujuria

Para los romanos, luxus significaba ‘lujo’, ‘exuberancia’, ‘magnificencia’, pero también ‘desenfreno’, ‘libertinaje’, aunque estas últimas acepciones quedaron en español limitadas a partir del siglo XIII a lujuria, formado a partir de luxūria, que para los latinos significaba ‘exuberancia’, ‘exceso’, ‘vida voluptuosa’, pero que en Nebrija (1495) ya aparece una equivalencia entre lujuriante y libidinor, que se relacionan más bien con ‘afán de placeres libidinosos’, ‘lujuria’, ‘voluptuosidad’, ‘exceso’.

Esto significa que en el castellano medieval se acentuó la especialización semántica que ya se esbozaba en el latín, quedando por un lado lujo, como sinónimo de ‘suntuosidad’ y, por otro, lujuria vinculado a la voluptuosidad y a los placeres carnales.

El confesor de Isabel la Católica, Fray Hernando de Talavera, expresó en un libro de recomendaciones Sobre vestir y calzar (1477-1496) las ideas de la época sobre los placeres carnales:

Por remedio hallaron los sabios para mitigar el ardor de la lujuria é para guardar la castidad traer planchas de plomo en los lomos y en el vientre, que los hayan de esfriar.

Este significado llegó hasta nuestros días; en 1989Laura Esquivel describía a Gertrudis en Como agua para chocolate:

La delicadeza de su rostro y la perfección de su inmaculado y virginal cuerpo contrastaban con la pasión y la lujuria que le salía atropelladamente por los ojos y los poros.

Si desea contribuir al sostén de este proyecto gratuito, le invitamos a consultar nuestra opción de micromecenazgo. Recibirá a cambio, diariamente en su correo electrónico, los textos completos de La Palabra del Día, sin anuncios.

EL MEDIEVALISMO DEL DÍA

hondable

De hondo, y este, de fondo, probablemente procedente de un preliterario perfondo, procedente del latín profŭndus.

1. adj. Hondo, profundo.

Puerto es agua hondable sosegada & mas segura. Palencia (1490). Universal vocabulario.

PÍLDORAS DE LENGUAJE

¿Cuándo usamos -mento o -miento como sufijos?

Los lingüistas sostienen mayoritariamente, que los sufijos -mento y -miento son variantes de un mismo morfema y no sufijos distintos. Ambos forman sustantivos a partir de verbos con el significado de 'acción o efecto'. La forma -miento es de uso mayoritario, ya que produce derivados a partir de verbos de las tres conjugaciones (hacinamiento de hacinar; conocimiento de conocer; cumplimiento de cumplir; sentimiento de sentir; abastecimiento de abastecer; aborrecimiento de aborrecer; aburrimiento de aburrir; fallecimiento de fallecer; pronunciamiento de pronunciar), mientras que la forma -mento los produce básicamente a partir de verbos de la primera conjugación (alimento de alimentar; cargamento de cargar; basamento de basar; pegamento de pegar). Existe un número considerable de sustantivos en -mento que proceden directamente del latín, es decir, que no se formaron por derivación de un verbo dentro del castellano. Son algunos de ellos: aditamento, armamento, argumento, ornamento, complemento, excremento, estamento, decremento, fundamento, medicamento, ligamento.

EL LATÍN DEL DÍA

sine labore non tenditur ad requiem, nec sine pugna pervenitur ad victoriam.

Sin  trabajo no se llega al descanso, así como sin lucha no se obtiene la victoria.

Fecha de envío: 
Martes, 28 de junio de 2022