LA PALABRA DEL DÍA

Por Ricardo Soca

ETIMOLOGÍA - ORIGEN DE LAS PALABRAS
Miércoles, 28 de septiembre de 2022

apóstrofe / apóstrofo

LA PALABRA DEL DÍA

Este apóstrofe no es un signo ortográfico

apóstrofe / apóstrofo

Ambas palabras tienen significados muy diferentes, aunque su etimología es bastante cercana y con frecuencia se las confunde. El apóstrofe es una figura retórica que consiste en ‘dirigir la palabra con vehemencia en segunda persona a una o varias, presentes o ausentes, vivas o muertas, a seres abstractos o a cosas inanimadas, o en dirigírsela a sí mismo en iguales términos’.

Apóstrofe proviene del latín apostrophus y este, del griego apostrophé ‘acción de apartarse’: el que recurre a la figura del apóstrofe interrumpe de pronto el hilo de su discurso, se aparta de él, para dirigirse con vehemencia hacia otra persona, para apostrofarla.

El apóstrofo, en cambio, es un signo ortográfico con forma de una especie de acento, que se emplea para indicar la omisión de una letra y también proviene del latín apostrophus.

Para no confundirnos, basta apenas recordar que cuando apostrofamos a alguien le estamos dirigiendo un apóstrofe y no un signo ortográfico.

Si desea contribuir al sostén de este proyecto gratuito, le invitamos a consultar nuestra opción de micromecenazgo. Recibirá a cambio, diariamente en su correo electrónico, los textos completos de La Palabra del Día, sin anuncios.

EL MEDIEVALISMO DEL DÍA

La lepiota maloliente es un hongo de un olor muy desagradable.

pudir

Del romance pudio ‘hediondo’, y este del latín putǐdus.

1.intr. Oler mal, heder.

Quando qerié bever la agua o el vino, vertiégelo delante el traïdor vezino; fazié pudir las casas peor qe mal venino. Berceo. S. Millán, v.184a-c.

 

PÍLDORAS DE LENGUAJE

¿Hay algún criterio específico y generalizador de los sustantivos agudos terminados en -n? Parece muy flexible o laxo camión-camioncito, pan-panecito, Juan-Juanito. ¿Cuál es el criterio para considerar en los diminutivos que reúnen esas características (agudas con terminación –n)?

En primer lugar, los sustantivos pan y Juan no son palabras agudas porque son monosílabas. Estas escapan de las reglas generales de acentuación ortográfica. En segundo lugar, no existen reglas o criterios perfectamente establecidos en la formación de diminutivos, sino tendencias de uso del conjunto de sufijos diminutivos, tendencias que dependen del tipo de palabra y de la variante del español. Por no existir criterios determinantes, es tan válido usar uno como otro sufijo en la formación de los diminutivos. Por ejemplo, de tren se pueden formar legítimamente los diminutivos trenito, trenillo, trenico, trenín, trencito, trencillo, trencico, trenecito, trenecillo..., pero en la práctica se observan básicamente los derivados trencito y trenecito.En general, los monosílabos terminados en consonante, forman sus diminutivos en –cito/-cita en el español de Amércia y en -cillo/-cilla, –ecito/-ecita en el español de España. Ejemplos: bar > barcito, barecito; pan > pancito, panecito, panecillo; red > redecita, redecilla; Juan > Juancito (esto no implica que Juanito sea una forma inválida). Las voces no monosílabas terminadas en -n suelen formar su diminutivo en -cito/-cita, -cillo/-cilla, -cico/-cica. En el español de América, hay preferencia por el par -cito/cita. Ejemplos: corazón > corazoncito, conrazoncillo; alacrán > alacrancito, alacrancillo; canción > cancioncita, cancioncilla; habitación > habitacioncita, habitacioncilla;gorrión > gorrioncito, gorrioncillo.

EL LATÍN DEL DÍA

militat omnis amans et habet sua castra Cupido.

Todo amante es un soldado, y su campamento es Amor  (Ovidio, Amores, 1, 9).

Fecha de envío: 
Lunes, 11 de abril de 2022