LA PALABRA DEL DÍA

Por Ricardo Soca

ETIMOLOGÍA - ORIGEN DE LAS PALABRAS
Jueves, 16 de septiembre de 2021

arbitrario, ria

LA PALABRA DEL DÍA

arbitrario, ria

Se dice de algo que está sujeto a la voluntad, al capricho o  al ejercicio inmotivado de la autoridad, pero no a la ley, a la razón o a las normas morales, a la justicia, ni a reglas acordadas de antemano. Cuando los seres humanos adoptamos una decisión movidos por el equilibrio y la equidad, se dice que se trata de una decisión justa. 

En cambio, si lo hacemos en un arrebato o por un capricho, tal acto podrá ser calificado como arbitrario o injusto.

Para los romanos, el vocablo no tenía esa denotación negativa que le damos hoy. El latín arbitrariŭs, aludía al arbitrium, es decir, a la decisión del arbĭter ‘árbitro’, que significaba ‘decisión del juez que ha sido elegido por acuerdo de ambas partes y cuyos fallos se comprometían de antemano a respetar’.

Si desea contribuir al sostén de este proyecto gratuito, le invitamos a consultar nuestra opción de micromecenazgo. Recibirá a cambio, diariamente en su correo electrónico, los textos completos de La Palabra del Día, sin anuncios.

EL MEDIEVALISMO DEL DÍA

Sobando pan

fiñir

Del latín fĭngerě.

1. tr. Sobar con los puños la masa del pan, heñir.

Nenguna muyer que viviere en Leon, non deve seer aducida á fiñir el pan del Re, se non fur sua sierva. Concilio de León (1250).

PÍLDORAS DE LENGUAJE

Desearía saber si la expresión «volverte a ver» es incorrecta o sólamente un vulgarismo teniendo en cuenta que lo correcto sería «volver a verte» y ampliar información sobre la correcta utilización de los clíticos en estos casos. 

Hay flexibilidad en la colocación de los pronombres átonos o clíticos dentro de las perífrasis verbales. Si el verbo auxiliar («volver» en este caso) está en infinitivo, en rigor, el clítico va pospuesto al verbo principal («ver» en este caso): «volver a verte», «volver a vernos», etc. Sin embargo, la posposición del pronombre átono al verbo auxiliar es de uso muy extendido, sobre todo en el habla coloquial, y no está censurada por las academias de la lengua: «volverte a ver», «volvernos a ver», etcétera. Si el verbo auxiliar está conjugado, el pronombre átono puede posponerse al verbo principal o anteponerse al verbo auxiliar: «vuelvo a verte» o «te vuelvo a ver»; «volveremos a vernos» o «nos volveremos a ver»; «volví a verla» o «la volví a ver», etcétera.

EL LATÍN DEL DÍA

qui non est mecum contra me est.

Quien no está conmigo, está contra mí. Frase atribuida a Jesús por Mateo 12, 30.

Fecha de envío: 
Jueves, 5 de agosto de 2021