LA PALABRA DEL DÍA

Por Ricardo Soca

ETIMOLOGÍA - ORIGEN DE LAS PALABRAS

católico

LA PALABRA DEL DÍA

Primer Concilio de Constantinopla (381)

católico

Esta palabra nos llegó a través del latín catholicus, proveniente del término griego καθολικός (katholikós), que había sido usado por Aristóteles y por Zenón con el sentido de ‘lo más universal, lo más general’, por oposición a lo particular y local.

La palabra griega era una derivación del adverbio katholou ‘en general’, ‘en absoluto’, compuesto de kat- ‘de’, ‘acerca de’ más holou ‘todo’, ‘entero’.

En tiempos de los apóstoles, la palabra catholicus nunca se usó para designar la naciente religión, pero la idea de universalidad de la Iglesia estaba presente en todos los escritos de los seguidores de Cristo. Parece haber sido empleada por primera vez para designar a la religión cristiana por Ignacio, obispo de Antioquía, en una de sus cartas, pero la noción de una Iglesia universal, en el sentido de que alcanzaba los confines del mundo conocido, solo surgió en el siglo IV de nuestra era, para quedar consolidada en el Concilio de Constantinopla en 381: “Creo en la Iglesia una, santa, católica y apostólica”.

EL MEDIEVALISMO DEL DÍA

Miniatura persa en la que Mahoma aparece montando su legendario corcel

alborayco, ca

De al-Burāk ‘el fogonazo’, nombre de la mítica cabalgadura de Mahoma.

1. adj. Cristiano nuevo, judío converso.

[...] estos alboraycos ca quando se hallan con los judios dizen judios somos: quando con los xpistianos dizen xpistianos somos. Anónimo (1492). Tratado del Alborayque. Corde.

■ Con el paso de los siglos, la leyenda de al-Burāk lo convirtió en un monstruo grotesco, cuyo nombre serviría, desde el siglo XV, para nombrar a los judíos conversos.

 

EL LATÍN DEL DÍA

dictum, factum.

Dicho y hecho.

Fecha de envío: 
7 de Octubre de 2020