Viernes, 24 de noviembre de 2017

Segunda lengua: aprendizaje sin presiones

21/02/2013
NULL

NULL

Vanguardia.comEspecialistas han demostrado que aprender idiomas cuando se es niño es mucho más sencillo: «Después de tan sólo días de haber nacido, todos los bebés pueden diferenciar varios idiomas», asegura Bárbara Zurer Pearson, Ph.D., autora de Raising a Bilingual Child. Pero no todos tenemos esa posibilidad y en Colombia aún no es común escuchar en casa una segunda lengua antes de ir al colegio y las pruebas practicadas por el Icfes en el país parecen demostrarlo. El Banco de la República publicó en 2012 un estudio realizado con estudiantes de secundaria que presentan la prueba Saber 11 en el lapso de 2000 a 2010, y sólo entre el 1% y 2% tienen las competencias para ser considerados bilingües. Los resultados de la prueba entre 2011 y 2012 fueron mejores y hubo un aumento de 46 a 50 puntos. «Si bien es cierto que todos los entes en educación se han preocupado por mejorar las competencias de los estudiantes, tanto en los colegios como en las universidades es necesario acelerar su dominio del inglés para que en tiempo récord adquieran las competencias que necesitan, no sólo para presentar con éxito los exámenes de conocimiento: lo más importante es que puedan cumplir con los retos que les esperan en su vida profesional», comenta Fernando Bejarano, director nacional de servicio de American System Service.Lo importante es aprender un segundo idioma sin presiones, porque además de que esto puede dificultar su aprendizaje, también lo estresará más y terminará por detestar el idioma. Dicen los expertos que para aprender un segundo idioma hay que amarlo. Amelie Rey, profesora de francés, señala que es importante «querer la lengua que se va a aprender. El inglés es importante, pero hay que sentir cariño por las palabras, al igual que pasa con el francés y otros idiomas. Así, se aprenderá no solo más rápido, sino mejor». Actualmente existen varias metodologías para aprender inglés, que no necesariamente tienen que ver con libros y exámenes aburridos o con cantar canciones con letra en mano en un salón de clases.Formas de aprender1. En el instituto, pero con alternativas Para los más tradicionales que necesitan aprender en un instituto, la metodología B-Learning 2.0, tiene como base del aprendizaje fusionado y está pensada para que las personas manejen su tiempo de manera independiente: el alumno puede cursar cuantas veces quiera el mismo nivel o adelantarse si quieren presentar una prueba específica como el Toelf. En American System Service, por ejemplo, además de la teoría incluyen actividades como conversaciones o ‘speaking’, juegos o ‘games’ y otras que implican que la persona aprenda por medio de la práctica. 2. Aprendizaje a distancia¿Quién no ha visto la propaganda del tipo que va con su grabadora y sus libros a aprender inglés? El comercial quiere demostrar que hay una alternativa para quienes no les gustan los libros: inglés virtual. 'Open English' es uno de los más promocionados y en su página de internet explican que el alumno recibe lecciones interactivas, lo que significa que no hay que memorizar la terrible hoja de verbos. Además, cada estudiante tiene una especie de «entrenador personal» que está pendiente de si es capaz o no de hablar inglés. 3. Viajar al exteriorAprender un segundo idioma en el extranjero es una muy buena posibilidad y estar expuesto a la necesidad de hablarlo para hacerse entender podría resultar beneficioso para el proceso de aprendizaje cuando este ha sido particularmente difícil. Existen varias opciones: trabajar como niñera en otros países es algo muy común para ganar además algo de dinero. El portal aupaircolombia.com es una alternativa que hasta ahora ha recibido buenos comentarios.Trabajar mientras se aprende un segundo idioma también es posible. El portal workandtravelcolombia.com ofrece una posibilidad de conocer cómo funciona todo. En el portal contactocanada.com explican por qué este país es uno de los más buscados: se puede aprender francés e inglés a la vez. Por su parte, Aiesec es una organización muy conocida de intercambio entre estudiantes universitarios y es otra buena alternativa.