Domingo, 19 de noviembre de 2017

Publican diccionario de caló, la
lengua de los gitanos españoles

14/04/2010
NULL

NULL

El Norte de Castilla «Lachos chibeses (buenos días en caló) y gracias por acudir a esta rueda de prensa en esta mañana de guergueré trindequé (martes y trece)». El presidente de la Diputación, Enrique Martín, hizo con este saludo un guiño al médico Enrique de Soto Toledano, el autor de un diccionario que recoge términos y expresiones de la lengua gitana, que se presentó ayer en la institución provincial. «Apoyamos la cultura y las tradiciones y tratamos de conservarlas y que se transmitan de generación en generación», señaló ayer Enrique Martín para explicar la ayuda prestada por el Departamento de Cultura de la Diputación para publicar el diccionario, del que se han editado 2.000 ejemplares, que se venderán a 5 euros, y que también se repartirán al Departamento de Servicios Sociales y a colectivos como la Fundación Secretariado Gitano y la Asociación Payas y Gitanas Romi. El autor del diccionario, Enrique de Soto, explicó que el origen de la obra está en un opúsculo que el doctor fallecido Miguel López Negrete le regaló con la cuarta parte de la obra que se presentó ayer, por lo que el médico se propuso ampliarlo hasta conseguir las cerca de 3.500 entradas que recoge, fruto de diez años de trabajo e investigación. Utilizadas a diario Enrique Martín destacó que un buen número de palabras que utilizamos a diario en español derivan del caló, como nápias (narices), privar (beber) o tasca (taberna). Sin embargo, en la actualidad pocos gitanos conocen el caló, una lengua hablada por gitanos españoles y registrada en textos al menos desde el siglo XVIII. «Es una lengua que se ha perdido, porque he intentado buscar a personas que lo hablaran para poder contrastar la calidad de las palabras, pero en Palencia no he encontrado a nadie», indicó ayer Enrique de Soto. La apreciación del autor de la obra fue ratificada por Ángel Hernández, de la Fundación Secretariado Gitano, y Ana María Hernández, presidenta de Romi, quienes agradecieron la publicación de este diccionario que hunde sus raíces en la cultura gitana y que permitirá perpetuarla. «Ya es hora de que haya un diccionario como éste y de que lo tengan en las bibliotecas y en los colegios para que se conserve la lengua caló, que se ha perdido porque un día nos prohibieron hablarla», lamentaron Ángel Hernández y Ana María Hernández. Algunos términos del caló Expresiones. Orí (hola); Adebel (adiós); Dísde cayicó (hasta mañana); ¿Quesa ostré mistó? (¿Está usted bien?); Cibó, sejonia (hoy); Acheté (ayer).