Relacionamiento ¿un neologismo mercosureño?



Ricardo Soca

Una lengua puede tomar palabras de otra en cualquier momento y en cualquier situación, pero generalmente esto —que en lingüística se llama préstamo— ocurre con peculiar intensidad cuando los hablantes de ambas lenguas entran en contacto, ya sea por guerras, incremento de las relaciones entre diferentes áreas o por un aumento del comercio entre países o regiones. Así, el latín ibérico adquirió una buena cantidad de palabras germánicas cuando los bárbaros llegaron a la Península Ibérica en el siglo IV, o a partir del siglo VI, cuando los primeros invasores árabes llegaron por el sur.

También hubo abundantes casos de adquisición léxica con el crecimiento de las relaciones comerciales en Europa que viene ocurriendo del Renacimiento, y que propició el ingreso a la lengua de italianismos como archipiélago, bagatela, gaceta, miniatura o galicismos como desapercibido, bastardo o edecán. Más recientemente el inglés inundó las principales lenguas, el español incluido, con un torrente léxico proveniente principalmente de la tecnología.

En estas líneas se plantea la hipótesis de que el neologismo americano relacionamiento, que casi no tuvo uso en nuestra lengua hasta mediados de los años setenta, tuvo origen en el vocablo brasilero relacionamento. Esta palabra, desconocida por todos los diccionarios de español consultados, irrumpe en forma explosiva a partir de esa época principalmente en Paraguay y Uruguay, dos países pequeños y fronterizos con Brasil. Desde los años setenta hasta el comienzo de este siglo, el número de casos de esta voz hallados en el corpus NGrams empieza a crecer vertiginosamente hasta situarse un 2.000% por encima del comienzo del período estudiado.

La activación del uso de este término coincide con el comienzo de una era de integración económica, política y cultural en la región, que ocurre cuando Brasil empieza a abandonar su aislamiento continental y mirar hacia sus vecinos de América Latina a partir de las primeras negociaciones tendientes a la creación del Mercosur.

El sufijo -miento es, junto con -ción, uno de los más productivos en español para la formación de sustantivos deverbales, como como fingimiento, de fingir; estacionamiento de estacionar o acatamiento, de acatar. Cabe observar, empero, que relacionamiento, por ser un préstamo de otra lengua no es un sustantivo proveniente de relacionar, sino que se forma como alargamiento de relación, aunque con ligeras diferencias semánticas que se corresponden con el portugués.

Relacionamiento equivale a relación pero solo cuando se trata de personas, organizaciones, sistemas o países. No hallamos ningún caso referido a animales, pero se podría emplear cuando estos son referidos como personas. Tampoco sustituye a relación en los sintagmas en relación con ni con relación a.

El vocablo portugués relacionamento tiene en esta acepción la misma delimitación semántica: ni en portugués ni en español se podría hablar, por ejemplo, del relacionamento / relacionamiento entre los números primos ni entre los términos de una ecuación, pero sí del relacionamento entre Gerson y Jacira.

En el portugués de Brasil esta voz es hoy de uso cotidiano, mucho más frecuente, por tanto, que en el español general y en el portugués general. Sin embargo, con la denotación de 'relación entre personas' su aparición se sitúa hacia mediados del siglo XX (Houaiss). En el corpus de la universidad Brigham Young (corpusdoportugues.org), no hay casos de relacionamento anteriores al siglo XX.

En español, en el Corpus de Referencia del Español (CORDE) de la Academia aparece un único caso de relacionamiento, fechado en 1903, que descartamos por su aislamiento diacrónico. En el corpus sincrónico (CREA), en el que hallamos ocurrencias de los últimos veinte años, relacionamiento aparece con muy pocos casos, excepto en Paraguay (27) y Uruguay (21), según podemos ver abajo (búsqueda del 13/8/2011):

CREA
En la Argentina 5 casos, 2 fuentes, 1991.
En Bolivia, hay 5 casos en cinco documentos, desde 1997.
En Chile, hay un caso de 1990, en un texto de economía y otro de prensa.
En Costa Rica hay un único caso, de prensa, en 2003.
En Cuba hay dos casos en un mismo documento, de 2002.
En Ecuador hay tres casos, en un mismo documento, de 2001.
España 1 caso, 1999.
Guatemala, 1 caso, 1997.
México 2 casos en 1 documento, 1990.
Paraguay 27 casos en 22 documentos, desde 1993 (12 casos de oralidad sin fecha).
Uruguay 21 casos en 19 documentos, todos en la prensa.
En los demás países no aparece ningún caso. Relacionamiento tampoco aparece en ninguna de las 2.333 páginas del Diccionario de americanismos, presentado por la Asociación de Academias de la Lengua Española (Santillana, Madrid: 2010

En el corpus de books.google.com, buscable en ngrams.googlelabs.com, aparecen casos muy aislados de relacionamiento hasta fines de los años setenta, cuando el número de ocurrencias empieza a aumentar hasta multiplicarse 20 veces hacia el comienzo de este siglo, coincidiendo con el auge del Mercosur.

NGRAMS

El corpus de Google —ngrams.googlelabs.com— no hace búsquedas en portugués, pero si el investigador busca relacionamento en español aparecen numerosos textos en portugués de Brasil sobre todo a partir de los años 70, y se ve cómo el número de ocurrencias crece vertiginosamente, coincidiendo con el aumento de los casos de español.

«Em A Casa do Girassol Vermelho, em que predominam os protagonista (sic) de configuración humana, alguns contos podem apresentar a visão "de fora" sobre o relacionamento entre duas pessoas, ou de um dos intervenientes sobre o relacionamento de um grupo». Coloquio internacional: el coloquio latinoamericano. Universidad de Poitiers. Madrid: Editorial Fundamentos, 1994. En books.google.com, consultado el 15/8/2011.

El vocablo relacionamiento es empleado en forma regular y frecuente en toda la prensa uruguaya, como vemos ejemplificado en los casos siguientes, pertenecientes a seis medios diferentes:

Corbo indicó que el Codicen "apuesta a un buen relacionamiento" con los gremios. (El País, 23 de enero de 2011)

Tiene un respaldo muy importante en sus 31 filiales, que entienden que se debe seguir avanzando en una política de relacionamiento sindical que básicamente tiene la negociación como un eje [...]. (El Espectador, 22 de septiembre de 2010)

Desde el año pasado a los dirigentes de Una, y a Lacalle en particular, les molesta el relacionamiento de Larrañaga con el presidente José Mujica, aunque no se adjudica la renuncia a esa molestia. (La Diaria, 11 de junio de 2010)

Otro tema de campaña es el relacionamiento con la dirigencia de Adeom. (La República, 23 de abril de 2010)

[...] reconoce que no hay contaminación de la planta de celulosa de UPM y que manifiesta su nueva actitud proactiva en el relacionamiento de ambos países. (El Observador, 10 de junio de 2010)

En cinco años como estos, donde hubo que luchar contra una crisis internacional, donde hubo que luchar contra la inexperiencia nuestra, contra problemas de relacionamiento interno y entre los diversos actores políticos. (Últimas Noticias, 10 de mayo de 2010)

Ayúdenos a sostener este proyecto

ediciones anteriores

La Palabra del día

Aventúrate en los fascinantes secretos del lenguaje. Recibe diariamente en tu correo una palabra de nuestra lengua con su significado, su origen e historia, así como las noticias del idioma español.

 
¡Recomiende este boletín a sus amigos!

Buscador

Curso online

Asociación Cultural Antonio de Nebrija - © 1996-2014 - Derechos Reservados / Editor: Ricardo Soca

Valid CSS! Valid XHTML 1.0!
Design by: Quarter Studios