Miércoles, 22 de noviembre de 2017

La inmersión lingüística de Neymar

14/04/2016
Lluís Morales

 

La Razón

 

 

icionantes del contrato suponen que, en su primera temporada, Neymar percibiera más de 6,5 millones de euros en bonificaciones. La pasada campaña la cifra se disparó más allá de los nueve y en la actual ya ha superado los seis.

Con loNeymar no sólo tiene una relación futbolística con el Barcelona, según revela el contrato divulgado por «Football Leaks». El acuerdo suscrito en verano de 2013 entre el club y el delantero estipula que el brasileño cobre al término de las cinco temporadas firmadas un mínimo de 45,9 millones de euros brutos, a una media de 9,18 por temporada. El contrato –en el que figuran las firmas de Neymar, de su padre y agente, así como de Rosell y Bartomeu– cifra en 5 millones de euros el sueldo fijo por campaña y a esas cantidades se le suma un pago único de 8,5 millones de euros nada más firmar por el conjunto culé. Pero hay más, mucho más.

Una de las cláusulas obliga a Neymar a realizar «los máximos esfuerzos para integrarse en la sociedad catalana, respetando y asumiendo los valores culturales de la misma, comprometiéndose especialmente con el aprendizaje de la lengua catalana». Esta particular inmersión lingüística no es una excepción en la política social del club. Es una cláusula –la 1.2.7– que está contemplada en la mayoría de contratos que firman con el Barça los jugadores de cualquier categoría y sección.

Y es que el Barcelona obliga por contrato a todos sus canteranos que no hablen catalán a que aprendan el idioma. Para ello hay contratados unos profesores que imparten clases particulares pagadas por el propio club. Los jóvenes futbolistas de La Masía también deben acudir a actos organizados por la entidad o sobre la cultura catalana, para potenciar su integración. El Barça pone todos los medios que están a su alcance para favorecer esa integración y eso supone que todos los canteranos, desde los 10 años, acudan a las clases que se imparten en La Masía.

El contrato también contempla una larga lista de primas por rendimiento y que varían en función de los éxitos deportivos a nivel individual y a nivel colectivo. Por ejemplo, recibiría 425.000 euros cada vez que gane el Balón de Oro y 1.062.500 euros por cada temporada en la que juegue más del 60 por ciento de los partidos, una cantidad que hasta ahora ha superado ampliamente. También se garantiza percibir 637.500 euros siempre que el equipo logre clasificarse para Liga de Campeones directamente y 425.000 euros más si alcanza los octavos. Otras dos cláusulas que temporada tras temporada se dan por supuestas en el Barcelona. También hay primas importantes cada vez que el equipo gana títulos. Así, el triplete le costó al Barça 1.700.000 euros. El contrato recoge, asimismo, una «compensación» de 100.000 euros anuales por «el derecho del equipo técnico para fijar al jugador en la posición más conveniente, convocarlo o no, alinearlo o no, o cualquier otra necesidad deportiva».

Todos los cond que se contempla en el contrato, Neymar habría ganado ya en el Barça más de 45 millones de euros. Un tercio corresponde a la ficha y el resto, a extras contemplados en el contrato. La conclusión es que el sueldo mínimo establecido en el acuerdo –45,9– se puede ver superado esta misma campaña, cuando todavía le restan dos años más de contrato. Queda por ver de qué forma afectará al contrato la renovación que pretende conseguir este verano.

La respuesta de Neymar al conocimiento de su vinculación laboral con el Barça ha llegado en Instagram. Ney ha subido a esta red social un fragmento de una canción religiosa de Bruna Karla, «Sou humano». En su letra hay frases como: «No soy perfecto», «Llegué al nivel más difícil hasta el momento» o «Siento que se me están yendo las fuerzas».