<< VOLVER

Mario Benedetti: "El aire que respiro"

Por Fernando Heller, Agencia Alemana de Prensa (dpa)

Mario Benedetti dice que el aire que respira está totalmente viciado. No se refiere, desde luego, al que respira en Montevideo o Madrid, las ciudades que lo acogen alternativamente cuando escapa de los rigores invernales de las tierras australes y boreales, sino al del mundo enrarecido y cada vez menos habitable de la transición del milenio, al que describe en su nuevo poemario "El mundo que respiro".

"Lo cierto es que este mundo se está haciendo cada vez menos habitable. El aire que se respira está muy viciado, enrarecido por tanta falsedad, por tanto globalización de la hipocresía. Hay que darse cuenta de que si sigue por este camino, la humanidad va hacia su suicidio colectivo", dice a la Agencia Alemana de Prensa (dpa).

El escritor uruguayo, que en septiembre pasado cumplió 80 años, muestra así su "tradicional" pesimismo en el futuro de la humanidad y sólo salva de la quema "a la juventud, única esperanza del mundo", una de las ideas que plasma en "El mundo que respiro", que aparecerá en breve simultáneamente en España, Argentina y México.

"No es que tenga demasiada esperanza en que este mundo, que se encamina hacia su final irreversible, vaya a salir del pozo, aunque algo habrá que hacer para evitarlo. En todo caso no me parece que sea bueno desistir, hay que seguir creyendo en la 'revolución posible' e intentar poner los medios para llevarla a cabo. Yo lo hago a mi humilde manera, con la escritura", agrega.

Al rechazar la "etiqueta" de "pesimista o apocalíptico", el autor de "La Tregua" (1960) y "Rincón de Haikus" (2000) se autodefine como "un optimista bien informado". "Se trata de ver la realidad que nos rodea tal cual es, ni más ni menos, eso es simplemente ser un optimista bien informado", subraya el escritor.

En "El mundo que respiro", Mario Benedetti trata de plasmar en forma poética su visión particular de este mundo, "que algunos han denominado apocalíptica y negra, pero que es la real, la que se nos presenta cada día al sacar los pies de la cama".

Para fines de abril o principios de mayo, el escritor emprenderá regreso a Madrid, a buscar, como las aves migratorias, la primavera española. "Mi asma así me lo aconseja", admite el escritor, a quien hace algo más de un año le fue extirpado un tumor, lo que dio pie a numerosas especulaciones sobre su "frágil" estado de salud, pero el propio Benedetti se encarga de desmentir cualquier rumor al respecto.

"Estoy bien, muy bien. La prensa no tiene de qué alarmarse. Lo único que sigue importunándome es el dichoso asma. Por favor, dejen de especular. No me maten antes de tiempo como al pobre Octavio Paz", pide "Don Mario" en alusión al despacho de una agencia de prensa que se "adelantó" a dar la muerte del escritor mexicano en 1998.

Lea también El Montevideo de Mario Benedetti

Ayúdenos a sostener este proyecto

ediciones anteriores

La Palabra del día

Aventúrate en los fascinantes secretos del lenguaje. Recibe diariamente en tu correo una palabra de nuestra lengua con su significado, su origen e historia, así como las noticias del idioma español.

 
¡Recomiende este boletín a sus amigos!

Buscador

Curso online

Asociación Cultural Antonio de Nebrija - © 1996-2014 - Derechos Reservados / Editor: Ricardo Soca

Valid CSS! Valid XHTML 1.0!