Jueves, 23 de noviembre de 2017

Castellano es el cuarto idioma del mundo, pero sólo está en 2,4% de las webs

01/07/2007

El Diario MontañésCarlos Zahumensky ¿Cuál es el idioma oficial de Internet? La respuesta a esta pregunta no cabe duda alguna: el inglés. Basta con entrar en Google y teclear 'Shakespeare'. El buscador despliega más de 50 millones de webs que tratan, de un modo u otro, aspectos sobre la vida y obra de este genio literario. La cosa cambia cuando buscamos 'Cervantes'. Aunque tan importante como su colega británico, el manco de Lepanto sólo aparece en siete millones de páginas. En la enciclopedia colectiva Wikipedia, los artículos en lengua inglesa sobrepasan las 1,8 millones de entradas. El segundo idioma más popular en esta web de consulta es el alemán, con 590.000 artículos, seguido por el francés, con medio millón. Sin embargo, sólo se han escrito 237.000 artículos en el idioma de Cervantes.La diferencia es muy significativa si la contrastamos con el número de internautas que existen en cada idioma. Los usuarios de la red de habla inglesa son la amplia mayoría, con 295 millones de personas. Sin embargo, también existen en el mundo 110 millones de internautas que hablan chino, 72 millones de usuarios de la red hispanoparlantes y 33 francófonos. En cuanto a contenidos, el 68% de las páginas están escritas en inglés y el resto, en los demás idiomas del mundo. Incluso el francés, cuyos hablantes son sólo la mitad de los que hablan español, supera a este en número de páginas web escritas en su idioma. Tres de cada cien páginas están escritas en francés, frente a un exiguo 2,4% de webs en español.Gran parte del problema del idioma español en la red se debe al bajo índice de penetración de Internet en países de habla hispana. Sólo el 38% de los ciudadanos españoles son internautas, frente al 49% de la media europea. En los países sudamericanos de habla hispana, la proporción de habitantes con acceso a Internet desciende dramáticamente hasta un exiguo 14%.Pocos y, encima, perezosos. En los primeros cuatro meses desde que la Unión Europea lanzara la posibilidad de adquirir dominios '.eu', países como Alemania han emitido 94.000 peticiones de direcciones con esta terminación. En ese mismo período, España sólo solicitó 9.000 '.eu'. La cara positiva es que las peticiones de dominios '.es' se han cuadruplicado en el mismo lapso de tiempo.Aún hay un punto para el optimismo. El último informe de la Fundación de la Lengua Española apunta que existen más de 14 millones de estudiantes de español en el mundo. Asimismo, la evolución del idioma de Cervantes en la red es mucho más positiva que la de otros idiomas. Quizá también porque esos otros idiomas están tan por delante que ya han tocado techo.MedidasLo que está claro es que el español en Internet podría estar mucho mejor de lo que está. Por esa razón, el Congreso ha decidido tomar cartas en el asunto. El 30 de mayo, la Comisión de Cultura del Congreso aprobó por unanimidad una proposición no de ley por la que se insta al Gobierno a asumir las conclusiones del I Acta Internacional de la Lengua Española, celebrado en La Rioja en octubre de 2006. Las conclusiones de este Acta se presentan estos días en la II reunión del Acta Internacional de la Lengua Española que se celebra en Bogotá.El objetivo es establecer un calendario de acciones con presupuesto que priorice la presencia del castellano en Internet. Aún no se han adoptado medidas concretas, pero el objetivo es muy claro: mejorar la presencia del idioma en la red. Mario Bedera, el diputado socialista que presentó la proposición al Congreso, destacó la riqueza y las oportunidades del español, con 450 millones de hispanohablantes en el mundo.Según el portavoz, el español es la cuarta lengua más hablada en el planeta tras el chino mandarín, el inglés y el hindi, y su proporción en Internet debería ir pareja. Las potencialidades son muchas, pero también sus debilidades. La publicidad online es un claro motor para el uso de una u otra lengua y, actualmente, el inglés es el idioma de los negocios en Internet. El volumen de transacciones económicas entre países de habla hispana es muy pequeño en comparación.Poder asiáticoEl inglés es fuerte, pero ya hay quien dice que el idioma para los negocios de la próxima década será el chino. Los números mandan y no en vano existen 1.200 millones de personas en el planeta que se comunican en este idioma. En número de internautas, los chinos suman 140 millones. Su lejanía a los idiomas occidentales ha impedido que penetre con más fuerza en otros países, pero todo es una cuestión de tiempo. En Internet, el dominio '.cn' -páginas que se expresan en chino- ya es el tercero más común sólo por detrás del alemán ('.de') y el inglés ('.uk').Teniendo en cuenta los dominios internacionales como '.com', '.net' o '.org', el chino ocupa el sexto lugar de la clasificación. China ha promovido el uso de su dominio nacional mediante una campaña en la que sólo cobra un yuan (10 céntimos de euro) por la adquisición de una dirección acabada en '.cn'. Gracias a esta política, los dominios '.cn' han alcanzado esta posición en el ránking cuando hace exactamente un año estaban en decimotercer puesto. Hoy, el 80% de las grandes empresas nacionales tienen ya dominio '.cn', así como el 97% de las páginas de gobiernos provinciales y locales. Un caso similar ocurre con el japonés. Pese al pequeño tamaño de este país, en el mundo existen 32 millones de internautas que se expresan en japonés. La economía del sol naciente, muy vinculada a las nuevas tecnologías, contribuye con fuerza a popularizar el uso de este idioma en la red.